Investigadores trabajan para adaptar higo a clima de La Paz

2015-04-08

Investigadores trabajan para adaptar higo a clima de La Paz


Un grupo de investigadores adscritos al Departamento Académico de Agronomía de la UABCS realiza un proyecto para adaptar especies frutales de bajo requerimiento hídrico en zonas áridas. Actualmente, trabajan en la obtención de higo, como parte de la primera fase del proyecto.

    El cultivo comercial de la higuera se restringe a lugares con climas mediterráneos que se dan en ciertas zonas del planeta, principalmente Europa y África. Este clima, ideal para la planta, se caracteriza por ser cálido y templado, con veranos secos y lluvias poco abundantes en otoño. No obstante, el proyecto pretende adaptar este tipo de cultivo al clima semidesértico-seco, con lluvias en verano, como el que prevalece en La Paz.

    Los investigadores mantienen parcelas piloto dentro del Campo Agrícola experimental de la UABCS, donde están sembradas 760 plantas con tres variedades de higos: “White Kadota”, “Black Mission” y “Brown Turkey”.

    La primera variedad es un higo blanco que es cultivada por productores del poblado de Vizcaíno, BCS. La segunda, Black Mission, pertenece a una variedad de higo negro que fue traída por los expedicionarios españoles en su paso por la Península de Baja California. La tercera es también un higo negro que se encuentra entre las variedades más populares de este fruto y que ha sido recientemente sembrada, por lo cual se encuentra en proceso de evaluación.

    Lo anterior lo dio a conocer el M. en D. Gregorio Lucero Vega, profesor-investigador del Departamento Académico de Agronomía e integrante del proyecto.

    “Para lograr la adaptación de las plantas, el proyecto de investigación toma en cuenta factores como la distancia entre los ejemplares, el riego y la poda. Hay que tener mucho cuidado con el riego en esta zona, porque el estrés hace que la higuera pierda frutos y hojas. Para evitarlo, ponemos mucha atención a la cantidad de agua que tiene el suelo y medimos la humedad con tensiómetros para hacer un riego de precisión”, indicó el catedrático universitario.

    Esta iniciativa también pretende incrementar la productividad del agua en zonas áridas como BCS, bajo la premisa de seleccionar cultivos de bajo requerimiento hídrico, esto debido a que en México, la agricultura consume el 70% del agua concesionada.

    Por otro lado, Lucero Vega señala que los resultados arrojados hasta el momento son muy positivos, pues las higueras comienzan a producir en un periodo de cuatro a seis meses de haber sido plantados, cosa que ocurre al año y medio en otros climas.

    “Creemos que estos magníficos resultados son producto de la disponibilidad de energía que hay en la zona. Tenemos radiación solar constante y una planta bien nutrida, lo cual ayuda a que las higueras produzcan un higo en cada yema, es decir, al costado de cada hoja”.

    Finalmente, el investigador asegura que aunque en teoría no es recomendable establecer este tipo de plantaciones en zonas como La Paz, el manejo que se les ha dado dentro del Campo Agrícola, así como la selección de variedades introducidas, ha permitido obtener una producción eficiente de higo.

    Cabe señalar que en el proyecto también participan el Dr. Sergio Zamora Salgado y el Dr. Francisco Higinio Ruiz Espinoza, ambos profesores del Departamento Académico de Agronomía de la UABCS.


Regresar Regresar
../imagenes/imagenes_rotan/Alumnos.jpg
../imagenes/imagenes_rotan/Alumnos1.jpg
../imagenes/imagenes_rotan/Alumnos2.jpg
../imagenes/imagenes_rotan/Auditoria.jpg
../imagenes/imagenes_rotan/Auditoria1.jpg
../imagenes/imagenes_rotan/Biblioteca.jpg
../imagenes/imagenes_rotan/FotosCurso1.jpg
../imagenes/imagenes_rotan/InauguraUABCS (2).jpg
../imagenes/imagenes_rotan/Maurilia3.jpg
../imagenes/imagenes_rotan/PACE.jpg
../imagenes/imagenes_rotan/TaeKwonDo.jpg
../imagenes/imagenes_rotan/XXsemanaPesq1.jpg
../imagenes/imagenes_rotan/curso.jpg